El Discrimen en familia

Por Thomas Jimmy Rosario Martínez

(Originalmente publicado en el Diario Vegabajeño de Puerto Rico el 29 de mayo de 2013)

En memoria de Mañemón y dedicado a mi amigo Efraín (Efén) Cano, que sé lo mucho que han sufrido en sus vidas por tratar de ser buenos en un mundo que debe ser para todos…

Durante estos días, con mis compañeros de redacción hemos estado discutiendo los proyectos de discrímen contra los homosexuales y los demás incluídos.

Soy minoría en mi propia oficina pues ellos creen que la legislación no es necesaria y hasta choca con la moral de los puertorriqueños…y la moral no se legisla. Son dos argumentos válidos que yo respeto.

Pero tengo que pensar de donde vengo y qué he sido…

Posiblemente tuve antepasados judíos a los cuales le fue vedada la entrada a la Tierra Prometida o murieron y sufrieron en el Mundo Nazi, por discrímen…

Quizás a mis ascendientes mulatos de Arecibo les impidieron acceso a muchos lugares y fueron abusados y excluídos de los privilegios que otros de otras clases creadas por el mismo ser humano…

Quizás mis hijos, que han emigrado a Estados Unidos no hayan sido considerados para algunas fuentes de trabajo luego de no ser aceptados en su propia tierra por no ser del partido político ganador…

Quizás un compañero tuvo más privilegio a las horas de los nombramientos y reconocimientos porque es el hijo o pariente de quien tiene el sartén por el mango y el mango también…

Quizás al negro que ejecutaron en la Plaza Pública de Vega Baja en 1848 no lo hubieran pasado por las armas si fuera blanco…

Quizás en los primeros doscientos y pico de años de la historia vegabajeña hubiera habido un alcalde negro, si no hubiera habido prejuicio…

Quizás si algunos de los legisladores tuvieran familiares con esas características en su persona, fueran más tolerantes al aprobar las leyes antidiscriminatorias…

Quizás si no hubiera las leyes federales de antidiscrímen, no tendrían que legislar también en Puerto Rico…

Por eso estoy de acuerdo en que todo discrimen, hasta aparente, se termine, aunque tengan que hacer diez leyes más para aclarar los conceptos y los alcances. No hacerlo, es también un discrímen.

Comparte esto:

2 comentarios

  • La moral no se legisla, pero se debe legislar moralmente algo que en Puerto Rico no se hace. Esto anula el argumento.

  • La moral no se legisla pero se debe legislar moralmente. Lo que no se hace en Puerto Rico. Esto derrota el argumento.

Deja un comentario