Libros| Metamorfosis Musical de Puerto Rico Del 1959 al presente

Por Thomas Jimmy Rosario Martínez

Aunque este libro se produjo el pasado año y lo tenía hace algún tiempo, debido a su voluminosidad y otras prioridades de lectura, no lo había reseñado. No publico comentarios sobre todos los libros, pero cuando se trata de vegabajeños, me gusta informar su contenido para que se tenga en cuenta como parte de la bibliografía que trata temas de nuestra ciudad.

Metamorfosis Musical de Puerto Rico es obra del músico puertorriqueño Enrique «Quique» Talavera. No es cualquier músico. Es un disciplinado director de su propia orquesta que cada semana acompaña al cantante Chucho Avellanet en su programa semanal en WIPR-TV, pero ha estado presente desde varias décadas en el panorama de la música popular puertorriqueñaen distintas facetas.

En su libro hay una variedad de información y fotos de distintas épocas de grupos, personas y anuncios y menciona en varias de sus páginas a muchos músicos vegabajeños.

De 1965 aparece un anuncio de la presencia de José (Pepito) Torres Silva y su Orquesta Siboney en 1965. También es mencionado en el Fiesta Room del Condado Vanderbilt/Condado Beach Hotel. Hay una foto de la orquesta en la página 52 y otras en la 53, 56, 57 y 82.

Incluye en su libro a nuestro compositor mundial Roberto Sierra. Sobre él, dice lo siguiente: « El maestro Sierra saltó a la fama en 1986 con su composición orquestal «Jubilo» presentada en el Carnegie Hall con la Orquesta Sinfónica de Milwaukee. Por más de tres décadas sus obras han formado parte del repertorio de las principales orquestas en Estados Unidos y en Europa. En la actualidad es profesor de composición en la Universidad de Cornell en Ithaca, New York».

Al mencionar músicos en la radio, resalta con foto que a las 12:15 de la tarde de lunes a viernes se presentaba el Trío Vegabajeño por WKAQ Radio.

En su más reciente producción de grabación, figura el también cantante vegabajeño Pedro Brull.

El libro es informático, anecdótico, ilustrativo. Se lee rápidamente por tener cerca de cuatrocientas fotografías en sus trescientas páginas. Bueno para leerlo de un tirón y para coleccionarlo.



Categorías:Vegabajeñismo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: